Ambientes Libres de Tabaco

EL HUMO DEL CIGARRILLO CONTIENE MÁS DE 7000 TÓXICOS, QUE PERMANECEN HASTA 15 DÍAS EN TU CASA, EN TU AUTO Y EN TU LUGAR DE TRABAJO.

CUIDEMOS EL AIRE QUE RESPIRAMOS. CUIDEMOS A QUIENES MÁS AMAMOS!!!

16 may. 2009

El tabaco duplica los peligros de todas las demás enfermedades

Infobae, 15 de Mayo de 2009.

El cardiólogo Alberto Ré sostuvo que el cigarrillo multiplica las consecuencias que trae cualquier otro problema de salud. "Este hábito debe ser desterrado"

Comentario: La presión arterial mal controlada es uno de los peores enemigos de la salud. Incidentes iniciales en el sistema cognitivo (como pérdida de memoria o cambios en la conducta) hasta disfunciones de corazón, cerebro, riñones, paredes de las arterias o, incluso, infartos mayores que pueden derivar en hemiplejias parciales o totales son algunas de las posibles consecuencias. Es por ello que los especialistas recomiendan una serie de cuidados especiales no sólo a aquellos que ya fueron diagnosticados como hipertensos, sino también a la población en general, para evitar problemas futuros. 

Consultado por Infobae.com, Alberto Ré, médico cardiólogo y presidente del Comité Organizador del XVI Congreso Argentino de Hipertensión Arterial, sostuvo que el cigarrillo es uno de los principales factores desencadenantes de este tipo de cardiopatías. "El hábito del tabaco debe ser desterrado, porque multiplica por dos todos los riegos" que implica cualquier otra enfermedad, como por ejemplo el colesterol o la obesidad, explicó, muchas de ellas desencadenantes de hipertensión. En ese sentido, afirmó que "está demostrado" que los valores de distintos males suben de manera estrepitosa en los fumadores. Los otros malos hábitos que atentan contra la salud arterial Ré señaló que no sólo el tabaquismo es dañino para la salud, sino que existen otras conductas que afectan negativamente, sobre todo a aquellas personas que sufren de presión alta. 

Estos son: 

- Exceso de sal en las comidas: "No es difícil una dieta hiposódica o de bajo sodio", sostuvo el especialista. En ese sentido, resaltó cómo cuando uno disminuye la cantidad de sal en las comidas, o la quita por completo, al cabo de tres o cuatro semanas "no puede ni tragar" los alimentos salados a la vieja usanza. "Evitar agregar sal a la comida disminuye muchísimo la incidencia de hipertensión provocada por sal", sintetizó. 

-Ingesta excesiva de alcohol: en este caso, Ré aclaró que no hace referencia a quienes toman una copa o una copa y media de vino con las comidas, sino a los que consumen mucho más. "En forma mínima nadie le va a decir que está prohibido. Pero en una persona que ingiere alcohol en forma desmedida ya pasa a ser un riesgo: sube la presión, sistemáticamente", manifestó el cardiólogo. 

- Obesidad: "Si una persona no camina va a tener tendencia al sobrepeso", explicó Ré. Esta situación "aumenta el riesgo cerebral cardíaco". Es por ello que recomendó que "siempre que pueda, camine, y no ingiera una cantidad de calorías que haga superar lo que marca su cinturón". En ese sentido, recordó que una manera de saber si está en riesgo la salud es midiendo la circunferencia de la cintura. La de los hombres no debería superar el metro.

MsH: Es importante destacar que muchos médicos leemos artículos, acudimos a Congresos, nos actualizamos e intentamos conocer los últimos detalles de la tecnología. Lo que cabría preguntarnos es si toda esta información y conocimientos se los hacemos llegar al paciente, de manera comprensible para él, para que cambie su estilo de vida y los riesgos de padecer enfermedades sean menores. 

Es hora de replantearnos el diálogo y aprovechar el tiempo, antes de que sea demasiado tarde...

Mejor sin Humo.


No hay comentarios: