Ambientes Libres de Tabaco

EL HUMO DEL CIGARRILLO CONTIENE MÁS DE 7000 TÓXICOS, QUE PERMANECEN HASTA 15 DÍAS EN TU CASA, EN TU AUTO Y EN TU LUGAR DE TRABAJO.

CUIDEMOS EL AIRE QUE RESPIRAMOS. CUIDEMOS A QUIENES MÁS AMAMOS!!!

14 dic. 2008

¿Fumar durante el embarazo? ¡¡¡Nunca!!!

Un experto advierte de que fumar durante el embarazo duplica la posibilidad de que el niño nazca muerto
EUROPA PRESS, 12 de Diciembre de 2008.

Asegura que si las mujeres dejaran de fumar al principio de la gestación se podría evitar la muerte anual de 744 niños en España

Comentario:    El neumólogo del Hospital Clínico de Valencia, Francisco Carrión, advirtió hoy de que fumar durante el embarazo duplica la posibilidad de que el niño nazca muerto, y aumenta hasta en un 80 por ciento la probabilidad de que pueda fallecer en el primer año de vida debido, entre otras consecuencias, a la muerte súbita del lactante.    Así lo indicó Carrión en una rueda de prensa que ofreció junto al presidente del Colegio de Médicos de Valencia, Carlos Paredes, y el médico de familia, Dantes Tórtola, para presentar un último estudio sobre las consecuencias del tabaco en niños y en adultos, bajo el título 'Situación del tabaquismo activo y pasivo en el siglo XXI: ¡Hay que mejorar!'.    Carrión explicó que el humo tiene más de 5.000 sustancias tóxicas y otras más de 50 cancerígenas, y que la cotinina, un derivado de la nicotina, está ocho veces más presente en el líquido amniótico de las mujeres fumadoras que en las que no lo son. Como consecuencia, los niños, antes de nacer, "tienen más probabilidades de padecer múltiples enfermedades, algunas muy graves", alertó.    Así, expuso que si las mujeres dejaran de fumar, se podría evitar un "número importante" de muertes de niños antes de nacer o en el primer año de vida, el "problema", dijo, es que la mayoría "no puede hacerlo". En concreto, matizó que si se deja de fumar en el primer mes de embarazo, el riesgo desaparece y se equipara al de una mujer que nunca ha sido fumadora.    Insistió, en este sentido, en que si todas las mujeres dejaran de fumar al principio del embarazo, se podría evitar cada año la muerte de 744 niños en España, y de 75 en la Comunidad Valenciana. Sin embargo, por el momento, y según un informe del Instituto Nacional de Estadística (INE), en 2006 se registraron en España 1.612 muertes fetales tardías y 1.704 en niños menores de un año. En la autonomía valenciana, fallecieron 171 menores de un año y se anotaron alrededor de 160 muertes fetales tardías.    Sobre este asunto, Paredes concretó, en base a otro estudio, que el tabaco provoca defectos sectales, es decir, en la unión entre los tabiques que se forman entre los aurículos y los ventrículos, y afirmó que a medida que aumenta el consumo de cigarros, hay una relación dosis-respuesta, ya que "una mujer que fume más de 25 cigarros durante el embarazo tiene muchas más posibilidades de tener esa lesión en el corazón".    Este hecho "preocupante" se suma al dato de que un 70 por ciento de las madres fumadoras lo hacen cerca de su hijo lactante, y que un 60 por ciento de estos niños presentan el derivado de la nicotina en el análisis de orina. Por todo, agregó que un 30 por ciento de los niños está expuesto diariamente al tabaco, algo que describió como "un tipo de maltrato".    Por todo, lamentó que el niño es el "más sufridor" del tabaquismo pasivo "por descontado", al tiempo que mostró su preocupación por el niño como fumador activo, porque "el fumador crónico empieza en la adolescencia". Además, dijo que cuando un adolescente fuma 100 cigarros "ya tiene una adicción a la nicotina". 3.500 MUERTES POR SER FUMADOR PASIVO    Además de los niños, la exposición al humo también puede ocasionar problemas en la edad adulta, indicó Carrión, como la aparición de enfermedades cardiovasculares y respiratorias. De hecho, en España mueren todos los años 3.500 personas como consecuencia del tabaquismo pasivo. En general, señaló que en los países desarrollados, el tabaquismo es capaz de ocasionar dos millones de muertes todos los años, mientras que, en concreto, en España, fallecen todos los años alrededor de 55.000 personas por consumir tabaco, lo que representa el 16 por ciento de todas las muertes que suceden.    Este problema incide sobre todo en los hombres, ya que en el caso de las mujeres la mortalidad es "pequeña" pero, pronosticó, "aumentará en los próximos años", como ya ocurre en EEUU, donde las mujeres empezaron antes a fumar. Con todo, señaló que de cada 1.000 personas que mueren en España, una lo hace por consumir drogas; dos por el sida; 20 por accidentes de tráfico y otras 160 como consecuencia del consumo de tabaco.    Para combatir estas cifras, Carrión aseveró que el tratamiento "es posible" y que incluye un consejo médico además de fármacos y la terapia sustitutiva con nicotina u otros medicamentos. A su juicio, ahora hay que facilitar el diagnóstico y su tratamiento, para lo que pidió "cambios" con el objetivo de fomentar la participación activa de los médicos sobre este asunto.    Así, recordó que la inmensa mayoría de ciudadanos "no han sido diagnosticados" de tabaquismo, de forma que "parece necesario proponer cambios para fomentar la participación de los facultativos". Entre esos cambios, la atención sanitaria podría incluir, a su juicio, los métodos de tratamiento de manera reglada e institucionalizada.

Es increible como algunos obstetras les dicen a las embarazadas que hasta 5 por día no hace daño al feto, cuando existen estudios hace años que nos muestran los efectos del humo pasivo en ellos.

Por nuestras futuras generaciones... Mejor sin Humo.

No hay comentarios: